web analytics
Viernes , 22 Septiembre 2017
Inicio » Nacionales » ¿Por qué joden tanto a los champeros?

¿Por qué joden tanto a los champeros?

Nelson López*Antichampero bravo
Mirá, la verdad es que a veces es porque son mero dundos para pelear por su partido porque se agarran como que fueran los dueños y a veces hasta agarran poses de adinerados como que de verdad estuvieran podridos en pisto y de pronto vos los ves que van entrando a una champa, que es donde viven, y eso está bien que vivan donde les de la gana pero no entiendo por qué razón se sienten igual que los platudos que viven en grandes mansiones.

Antichampero divertido
Fijate que yo los chingo solo por divertirme a tal grado que una vez uno de ellos me insultó todo, solo porque le dije que yo era un pobre pelado igual que él y que yo lo vi cuando lo abrazó la doña enguantada que no lo quiso tocar porque le podía pasar los hongos, los ácaros, y porque seguramente hedía a champa de lata y cartón, y que esos tufos a las diputadas antimujeres les dan vómito si se les quedan pegados, y después toman melaza.

Antichampero ¡valeveinte años!
Yo los admiro porque no entienden que están comiendo la pura piña y ¡valeveinte años! siempre nos quieren demostrar que se llevan bien con la alta alcurnia y ¡valeveinte años! Porque lo único que si es cierto es que cada diciembre los llevan a ver una cohetería y después les dan de comer pollo champero y ¡valeveinte años! Porque así les salió barato a los dueños del partido siempre, porque se los dan con descuento.

Antichampero sarcástico
Lo que pasa es que se sienten con tanta plata que cuando se suben al chuzón se les imagina que van en los doce metrobuses de Quijano, y van luciendo toda la fantasía en la nuca y en las muñecas y en los tobillos como los dueños del partido, que la verdad ni los conocen, porque esos andan en helicópteros… pero los champeros son tan felices solo de pensar que algún día les van a dar un trabajito de jardinero, o de motorista, o de lo que caiga.

Antichampero chambroso
A mi un champero me contó que el día de las elecciones que perdieron la presidencia por segunda vez, uno de los candidatos del partido, que tampoco es de los dueños pero que hicieron billetes en veinte años, los reunió para decirles que si ganaban les iban aumentar el salario mínimo a todos ellos y que a partir de ese día el tacuazín peinado les iba doblar el sueldo o sea que iban a ganar 500 dólares y ahí siguen sin esperanzas pero champeros a morir.

Antichampero clarividente
Sabe, ellos, los champeros, hoy los veo como que tienen un futuro de más engaños y para colmo van a seguir ciegos, porque están bien creídos de que ya no los van a extorsionar en ninguna de las champas aunque tengan tiendas, o zapaterías o reparación de llantas y aquí veo que además, para este año pre electoral les van a repartir dos camisetas tricolor, les van a llevar tamales de los buenos que solo los fabrican en el partido y unos saquitos de los que les dejó el difunto para repartírselos entre todos y en cada reunión les darán dos piezas de pollo. ¡Que más quieren champeros!

A %d blogueros les gusta esto: