web analytics
Domingo , 23 Julio 2017
Inicio » Editorial » Iglesia católica impulsa campaña contra explotación minera
Iglesia católica impulsa campaña contra explotación minera
El diputado de ARENA René Portillo Cuadra fue el principal vocero de ese partido político respecto a la necesidad de modificar la Ley de Extinción de Dominio, que a su vez fue acompañada por otros personeros de la derecha que a menudo son entrevistados en los programas de opinión de la televisión salvadoreña. Este periódico, por cierto, cuestionó dicha ley, que el Estado expropie los bienes de los sospechosos de enriquecimiento ilícito, sin antes haber sido vencido por un tribunal competente. La derecha se dio cuenta de ese asunto, hasta que a la Fiscalía General de la República se le ocurrió expropiar los bienes del difunto presidente Francisco Flores Pérez. La viuda del ex mandatario, Lourdes de Flores, acompañada de su hijo e hija, denunció que entre lo expropiado estaban algunas herencias familiares. La derecha opositora, tanto empresarial como política, vio en la ley un problema cercano y de futuro, por lo que inició la generación de opinión favorable a la reforma. Y cuando los diputados introducen la reforma a la mencionada ley, argumentando lo arriba expuesto, y para ponerla en sintonía con el artículo 240 de la Constitución de la República, los diputados de ARENA, salvo una, se abstienen de votar: en la plenaria guardaron silencio cómplice, o mejor dicho, silencio de respaldo, pues no votaron ni en contra, ni criticaron la aprobación de las reformas. Hoy está claro que ARENA no votó y guardó silencio, para no ser criticados ni por las redes sociales ni por la Embajada de los Estados Unidos. A lo mejor los diputados sabían por adelantado que la Fiscalía General de la República protestaría como lo hizo, y que lo mismo iba a suceder con la Embajada de los Estados Unidos. Hoy, los costos políticos los están pagando el partido GANA, el FMLN y los diputados del PCN que votaron por dicha reforma. En la derecha seguramente están aplaudiendo a los areneros por no votar ni a favor ni en contra de la ley que ellos promovieron, y seguramente los habrán calificado de listos o hábiles para el manejo político, pero el pueblo debe tener claro que el comportamiento de ARENA es el reflejo de su doble moral, o de su hipocresía como los calificó el alcalde de San Salvador, Nayib Bukele.

Iglesia católica impulsa campaña contra explotación minera

Por iniciativa del arzobispado de San Salvador, presidido por Monseñor José Luis Escobar Alas, la iglesia católica promueve una campaña de recolección de firmas, con el objetivo de pedir a la Asamblea Legislativa se apruebe la Ley en contra de la explotación minera en el país. Además, se ha convocado a una marcha para ir a entregar el listado con las firmas.

El pasado 6 de febrero, el arzobispo, acompañado de importantes personalidades dirigentes de prestigiosas universidades, como el rector de la UCA, el sacerdote Andreu Oliva, presentó en el parlamento el anteproyecto de ley para que se prohiba la minería metálica en El Salvador.

La iniciativa del arzobispado es coherente con la encíclica papal en la que se muestra una gran preocupación, desde el punto de vista cristiano, por el medio ambiente.

En El Salvador, ya antes la Conferencia Episcopal había también expresado esa preocupación, por lo que incluso se habían pronunciado en contra de la explotación minera en El Salvador.

La iniciativa de ley del Arzobispado, que es respalda por la fracción legislativa del FMLN en el Congreso,  pretende la protección de El Salvador ante la gravísima amenaza de la explotación minera que envenena el agua y el aire, afectando gravemente a todos los habitantes del país, dado que contamina el principal afluente que proporciona del vital líquido a buena parte del territorio, sobre todo del Gran San Salvador.

La iniciativa de ley le ha costado duras críticas al señor Arzobispo, de parte de los sectores de la derecha política, empresarial y de plumíferos, que hasta donde se puede determinar, no han tenido eco ni en Monseñor Escobar Alas ni en quienes lo acompañan en esta noble y sabia diligencia.

El domingo pasado, incluso, monseñor Escobar Alas pidió a los diputados que aprobaran por unanimidad la ley de prohibición de la minería metálica para protección de El Salvador.

Ojalá y los diputados le responda a la iglesia católica, pero sobre todo, al medio ambiente de El Salvador, y con ellos a todo un pueblo amenazado por la contaminación.

Ha sido importante también la respuesta de la feligresía católica cristiana, pues en la medida en que familias completas se interesan en temas de vital importancia, en esa medida se va generando conciencia desde diversos ángulos, incluido, el lado religioso, lo que vuelve más sólido y duradero.

Felicitamos al arzobispado de San Salvador por esta iniciativa, así como a la feligresía católica que han hecho eco de una preocupación del Santo Padre, por un tema que debe preocupar al mundo: el medio ambiente.

A %d blogueros les gusta esto: