web analytics
jueves , 14 diciembre 2017
Inicio » Suplemento Tres Mil | 3000 » El maestro de Alegría
El maestro de Alegría

El maestro de Alegría

dariolaraÁlvaro Darío Lara/
Escritor y poeta

Hace unas semanas tuve el honor de participar en el sentido acto de conmemoración del 146 natalicio de don Alberto Masferrer, store que el Centro Escolar “Alberto Masferrer, recipe de la ciudad de Alegría, case en Usulután, realiza todos los años.
En esta ocasión, la actividad se desarrolló en el elevado atrio de la Iglesia de San Pedro Apóstol, desde donde se aprecia el centro histórico del municipio, una verdadera belleza en el oriente del país.
Esa mañana del pasado 24 de julio, el sol caía exageradamente luminoso y vertical sobre todos los que nos encontrábamos allí: personas e instituciones invitadas, autoridades locales, maestros, decenas de escolares y ciudadanía en general.
El historiador Jorge Lardé y Larín, al referirse a Alegría, en su clásica obra “Guía Histórica de El Salvador” (Departamento Editorial del Ministerio de Cultura, El Salvador, 1958), nos ofrece sobre la tierra de don Alberto, en la página 62, entre otros datos, los siguientes: “Población fundada a fines del siglo XVII por tribus pipiles, en pleno país ocupado por los indios lencas, con el nombre de Tecapa, vocablo que significa “laguna de piedras”, de tec, piedra, y apa, río, laguna. (…) Se le cambió su nombre autóctono por el de Alegría, en homenaje al educador presbítero Miguel José Alegría, en 1891…”.
Fue gratísimo encontrarme nuevamente con la cuna de don Alberto, con su gente, tan amable y próxima, con su soberbio paisaje natural, pero sobre todo, con el entusiasmo y dedicación de una escuela, que nunca olvida al “Maestro y Conductor de Multitudes”, como lo llamó Claudia Lars. Por supuesto que en esto, los formadores son claves, organizando a los niños y niñas, e infundiendo el amor al recuerdo y estudio de la obra masferreriana. Especial mención merece la señora directora del Centro Escolar, profesora Ana Besy Guadalupe Nieto y  todo su equipo de mentores y padres de familia.
Presentaciones artísticas de los jóvenes escolares, declamación del poema “Blasón” de nuestro autor, y dos disertaciones sobre Masferrer constituyeron el corazón del programa. Ambas exposiciones, la primera, que ofreció el religioso, ingeniero y periodista José Ayala, director de la estación local “Radio Vicentina”; y la segunda, de un servidor, buscaron hacer presente el legado de don Alberto, a un país que urge de luces para enfrentar sus actuales y dramáticos problemas.
Otra gran satisfacción en julio, fue la presentación del libro “Alberto Masferrer y su quehacer intelectual: una búsqueda sincera de la justicia social”, que el doctor Víctor Manuel Guerra Reyes hizo en la Escuela Superior de Maestros (ESMA) del Ministerio de Educación, dentro del marco de las actividades culturales, abiertas al magisterio y al público.
Este estudio del doctor Guerra Reyes, se suma al esfuerzo reivindicador, científico y humanista en torno a la figura y obra de don Alberto. En este sentido, Guerra Reyes, tiene como importantes antecedentes contemporáneos los trabajos del historiador Carlos Gregorio López Bernal, quien profundiza en la propuesta vitalista, y en el contexto socio-histórico de  Masferrer; y desde luego,  la exhaustiva y capital investigación de la guatemalteca, doctora Marta Elena Casaús Arzú, quien analiza la obra masferreriana en relación a las redes intelectuales, y a la influencia diversa de autores y corrientes filosóficas en el pensamiento de Masferrer, además de enriquecer el conocimiento sobre la intensa biografía del gran pensador, ensayista y escritor.
Masferrer está vigente, y seguirá vigente, porque sus ideas y su testimonio de hombre valiente y honesto, difícilmente pueden apartarse de un pueblo, que está llamado a conquistar, en un día no muy lejano, un destino más pacífico, justo y prometedor.

 

A %d blogueros les gusta esto: