web analytics
domingo , 17 diciembre 2017
Inicio » Internacionales » Desenlace inminente del escándalo de los motores trucados de Volskwagen en Estados Unidos

Desenlace inminente del escándalo de los motores trucados de Volskwagen en Estados Unidos

Por Mathilde Richter

Berlín/AFP

El desenlace en las negociaciones entre Volkswagen y las autoridades estadounidenses era inminente este jueves, sovaldi pues el constructor alemán parece dispuesto a indemnizar a los propietarios de vehículos trucados, pharmacy algo que costará caro a la firma pero le evitará un proceso judicial.

En Fráncfort, la acción repuntaba un 5,13% el jueves a las 09H30 GMT hasta los 127,10 euros, tras haber subido un 6& la víspera. Desde el miércoles, los medios dan cuenta de los rumores sobre un acuerdo alcanzado in extremis entre el gigante del automóvil y las autoridades estadounidenses para compensar a los propietarios de Estados Unidos de automóviles manipulados.

Sin embargo, ni Volkswagen ni el Departamento de justicia estadounidense ni la Agencia de Protección Medioambiental (EPA) emitieron declaraciones el jueves.

El juez californiano Charles Breyer, de San Francisco (oeste), había dado de plazo hasta este jueves al fabricante alemán, el Departamento norteamericano de Justicia y las autoridades de protección del medio ambiente para que llegaran a un acuerdo, so pena de enviar el caso ante un tribunal este verano.

Esto podría haberle costado a la compañía decenas de miles de millones de dólares, un riesgo que parece descartado.

Según el  diario alemán Die Welt, ambas partes alcanzaron un “protocolo de acuerdo que plantea las grandes líneas” y que establecería que Volkswagen pague 5.000 dólares (4.400 euros) a cada propietario de los cerca de 600.000 vehículos cuyo motor fue manipulado que circulan por Estados Unidos. Otros medios evocaron la posibilidad de que Volkswagen “vuelva a comprar” los automóviles a sus propietarios.

Además, el grupo se compromete a poner al día los motores. Volkswagen trucó los motores diésel de 11 millones de coches (Volskwagen, Audi y Seat) en todo el mundo, para hacerlos parecer como menos contaminantes que en la realidad, una treta desvelada en Estados Unidos en septiembre de 2015.

El abogado alemán Christopher Rother, que representa a los clientes descontentos, dijo al rotativo que el acuerdo en Estados Unidos servirá “de referencia para las indemnizaciones” en Europa, donde el escándalo de los motores diésel trucados afecta a “millones de vehículos”.

En el Viejo Continente, donde unos 8 millones de vehículos están implicados, la imagen de Volkswagen se vio duramente afectada, aunque el constructor presentó una solución satisfactoria a las autoridades en un plazo de tiempo relativamente rápido.

La operación, que se producirá modelo por modelo a lo largo de un año, ya comenzó en enero. Está a cargo de Volskwagen, aunque no se ha previsto que se indemnice financieramente a los propietarios, algo que denunciaron las asociaciones de consumidores.

Las negociaciones fueron mucho más complicadas en Estados Unidos, donde algunas normas son más estrictas. Durante el proceso, y en vista de lo que el “dieselgate” podría costarle a la empresa, Volkswagen apartó más de 6.000 millones de euros de sus cuentas para hacer frente al escándalo, aunque esa cantidad se reveló insuficiente rápidamente.

A finales de mes se espera que el grupo anuncie una gigantesca pérdida neta en el ejercicio 2015, a causa del coste que le está suponiendo el escándalo.

Los accionistas podrían quedarse sin dividendo, por primera vez desde el comienzo de los años 80.

A %d blogueros les gusta esto: