web analytics
Martes , 22 Agosto 2017
Inicio » Nacionales » El derecho al agua, la próxima revolución social
El derecho al agua, la próxima revolución social
El agua filtrada, en la ribera del río, es extraída para el consumo humano, ante el difícil acceso del agua potable a la población. Foto Diario Co Latino/ Guillermo Martínez

El derecho al agua, la próxima revolución social

@SilviaCoLatino

Si nos enfocamos en el contexto, el Papa se llama Francisco, por Francisco de Asís, que significa los pobres, la paz y la creación, o sea medio ambiente, que son las tres tareas que se ha impuesto como Papa”, dijo Monseñor Gregorio Rosa Chávez, al reiterar la importancia que la Asamblea Legislativa eleve el derecho al agua, a rango constitucional en vísperas del “Día Mundial del Agua”, este próximo 22 de marzo.

Monseñor Rosa Chávez reiteró que su Santidad el Papa Francisco ha sido claro y preciso en reconocer que el agua es un derecho, como la alimentación, y por tanto no es una mercancía.

“Esta frase tan cortita es una revolución para nosotros. Porque el agua es un gran negocio aquí y es por esto que hay mucha resistencia a tener una Ley General de Aguas, que se ha propuesto desde la sociedad, para ser aprobada en la Asamblea Legislativa”, comentó.

Asimismo, expresó que todos los sectores sociales y gobierno deben estar sobre la lógica de aceptar el principio que “la vida depende del agua” o sea,  un derecho  fundamental, y es lo que el Papa Francisco ha planteado en su Segunda Encíclica, “Laudato si”, que firmó el 24 de mayo del 2016, en el marco de la Fiesta de Pentecostes.

“Sobre la minería y el agua el Papa ha sido claro y la Iglesia categórica, que los efectos de la minería metálica serían desastrosos en el país porque contaminan  la salud, el agua, los animales y  medio ambiente. No hay nada que ganar y mucho que perder. Ya estamos viendo las resistencias y es porque siempre está ligado el tema del dinero y ganancia, pero hay que seguir luchando para que no haya minería en El Salvador”, expresó.

Para el presidente de CRIPDES, Bernardo Belloso, el acceso al agua es una lucha  sostenida que se ha venido desarrollando desde mucho tiempo atrás, movimientos sociales y ambientalistas han venido planteando denuncias y demandas ante  instancias correspondientes para gestionar políticas que  protejan y rescaten el recurso hídrico que se encuentra dentro de la misma problemática nacional.

“Tenemos conocimientos de muchos estudios, incluso del Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales (MARN), que plantean que las aguas superficiales del país están altamente contaminadas. Esto es un problema que tenemos ahora, de lo cual, si la población toma agua contaminada tendremos gente enferma al corto plazo. Desde la comunidad enfrentamos diversas amenazas como los agrotóxicos, minería y la industria extractiva del agua que utilizan en sus procesos productivos y si no hacemos conciencia a la población, que está en juego la sobrevivencia de los pocos recursos hídricos, estamos firmando nuestra setencia de muerte de forma adelantada”, opinó Belloso.

Este 22 de marzo, que se celebra el Día Mundial del Agua, es un buen momento para reorientar el uso del recurso hídrico, que por ahora es inadecuado y que por falta de un control estatal las grandes empresas o industrias, al final generan conflictos sociales en la población.

Belloso agregó que “un problema inminente sería la contaminación del recurso hídrico por la explotación minera metálica. Y no estamos mintiendo, solo tenemos que visitar el río San Sebastián en Santa Rosa de Lima, La Unión. Cuando entre los años 40 a 50 se desarrolló la extracción minera y terminó dejando  drenaje ácido, que no solo afectó en ese momento los ríos y manantiales, sino que ha dejado una estela de desastre de contaminación que impacta a la población de la localidad y eso no es justo”.

Sobre la concienciación de la sociedad  para defender el recurso hídrico en el país, el dirigente de CRIPDES invitó a sumarse a la demanda pública, y propuesta,  presentada ante la Asamblea Legislativa para la aprobación de una Ley General de Agua y Saneamiento, y la reforma al artículo 69 de la Constitución de la República, para reconocer como derecho humano el agua.

“Sabemos que aquí  estamos frente a los intereses particulares de algunos partidos políticos que no quieren abordar el tema, no quieren discutir esta temática, y claro está en consonancia de sus propios réditos e intereses de quienes les apoyan. Entonces, la población civil debe luchar junto a las organizaciones y sumar en un solo frente: la aprobación de la Ley del Agua y que la gestión sea pública. Porque como lo  hemos planteado debemos de quitarle la vocación de mercancía al derecho humano al agua que tiene toda persona en el mundo”, reiteró.

Asimismo, Carlos Flores, ambientalista de la UNES, refirió que el desarrollo económico y la gestión ambiental son determinantes para el rescate y uso del agua, al abordar el tema del estrés hídrico que actualmente vive el país,

“En El Salvador, el agua es un problema que tiene raíces esencialmente ambientales, es decir, si hay una mala gestión del agua, mal tratamiento de las aguas residuales, desorden en el uso del territorio y el excesivo uso del recurso hídrico de algunas industrias entonces, gestionar el agua tendrá que estar ligado a la gestión ambiental”, compartió.

Con más de tres décadas de trabajo en problemas ambientales, la UNES es un referente del trabajo comunitario y la reivindicación de los derechos humanos y de los diversos ecosistemas en el  territorio nacional. Flores afirmó que al hablar del agua de inmediato se debe analizar el tema del desarrollo económico, para sentar bases de equidad y justicia con este importante recurso.

“¿Cuánto más vamos a sostener este modelo económico que nos ha llevado a una crisis hídrica?, debemos de preguntarnos esto, gobierno y sociedad en general, pero, si nos enfocamos,  lo que nos dice esta crisis de sequía y escasez de agua que vivimos, aclara, que lo que necesitamos cambiar es el modo en que nos relacionamos con el ambiente, porque la manera que por ahora tenemos nos está llevando a quedarnos sin agua”, sostuvo.

Sobre el desarrollo económico responsable, Flores argumentó que el país  necesita inversión pero el gobierno debe aclarar a los empresarios en qué rubros pueden aplicar y financiar sus procesos productivos.

“No vamos a invitar a todo el mundo a que  vengan al país a invertir, porque este tipo de acciones han generado los actuales problemas. Porque fue la posición de los ex vicepresidentes  Ana Vilma de Escobar (gobierno Saca) y Carlos Quintanilla Schmidt (administración Flores) del partido ARENA, que abrieron a cualquier tipo de inversión y ¿Cuál ha sido el resultado?, recientemente nos acabamos de salvar del pago de una demanda millonaria de Pacific RIm ahora Oceana Gold , porque se les dio la expectativa que aquí había oro y que podían  explotarlo libremente y eso no era cierto, y no es justo para el pueblo salvadoreño y el ecosistema nacional”, puntualizó.

A %d blogueros les gusta esto: