web analytics
sábado , 18 noviembre 2017
Inicio » Nacionales » CONAMYPE desarrolla encuentro con beneficiarios del programa “Un Pueblo, un producto”
CONAMYPE desarrolla encuentro con beneficiarios del programa “Un Pueblo, un producto”
CONAMYPE junto al JICA desarrollan un encuentro con beneficiarios del programa ”Un pueblo un producto”. Foto Diario Co Latino

CONAMYPE desarrolla encuentro con beneficiarios del programa “Un Pueblo, un producto”

Yanuario Gómez
@DiarioCoLatino

Con la finalidad de verificar los avances en el desarrollo del movimiento “Un pueblo, un producto”, la Comisión Nacional de la Micro y Pequeña Empresa (CONAMIPE) desarrolló el tercer encuentro nacional de comités ejecutores de esta iniciativa económico local.
Esta estrategia de desarrollo impulsada por el gobierno central, a través de CONAMYPE, es apoyada por la Agencia de Cooperación Técnico-Financiera de la Embajada de Japón en nuestro país (JICA) y el Fondo Internacional de Cooperación y Desarrollo de Taiwán.
Este modelo económico fue implementado inicialmente en la prefectura de Oita, localizada en la Isla de Kyushu, Japón, en 1,979, cuando Morihiko Hiramatsu, quien propuso esta idea, era el Gobernador de dicha localidad y consistía en potencializar los productos propios de cada ciudad.
“En El Salvador, “Un pueblo, un producto” inició como una metodología de desarrollo y en la actualidad ya es una política pública que busca dinamizar los territorios sobre la base de sus potencialidades económicas, estimular la capacidad creativa de las personas utilizando las materias primas de su localidad como un instrumento que les permita proyectarse económicamente”, manifestó Ileana Rogel, directora de CONAMYPE.
En nuestro país, 75 municipios se han sumado a la iniciativa “Un pueblo, un producto, desde su implementación en 2010 en la búsqueda de generar mejores condiciones económicas y calidad de vida para sus pobladores.
Según Rogel, los productos que promueve cada municipio van desde platos típicos, artesanías, hortalizas, vinos producidos con frutas características del país, prendas de vestir hasta el propio paisaje de un pueblo para ofrecerlo como atracción turística.
“Gracias a este proyecto hemos visto resultados favorables, ya que como micro empresarios nos ha acercado a nuevos mercados, generando oportunidades, ahora generamos desarrollo y mejores condiciones económicas para nosotros, nuestras familias y para quienes trabajan con nosotros, ya que mediante la creación de negocios también generamos empleos”, dijo Sofía Amaya, comerciante de hortalizas, miembra del comité “Un pueblo, un producto” Jiquilisco, Usulután.
El movimiento “Un pueblo, un producto cuenta con tres principios fundamentales: pensar global, actuar local, autonomía, creatividad y desarrollo del recurso humano, esto bajo la articulación de distintos actores dentro de los territorios.
El acompañamiento que brinda CONAMYPE a los microempresarios consiste en asistencia técnica, asesoría empresarial y capacitaciones.

A %d blogueros les gusta esto: